Declaraciones de amor en el día de San Valentín

Ayer fue el día de San Valentín. Como todo el mundo sabe en España es tradición celebrarlo el 14 de febrero al menos desde el siglo pasado, porque, aunque históricamente podemos ir encontrando sus rastros hasta el siglo XVII o incluso antes, no me atrevería yo a decir que dentro de las fronteras españolas tenga arraigo más allá del 1901.

Y quizá por eso, porque falta la costumbre, porque a pesar de unas cuantas décadas de práctica no hemos aceptado al santo celestino como en otros países, es por lo que uno se encuentra en un día así, declaraciones que producen verdadera vergüenza ajena.

Mi indignación, imagínense. Al fin y al cabo no soy más que un ciudadano que espera unos mínimos, ¡y ya son bien mínimos!, del gobierno que chupa de su trabajo y esfuerzo para cobrar los más que jugosos sueldos que perciben sin recato alguno cuando mi país está pasando la mayor recesión de todo el período democrático por su incompetencia manifiesta.

Y entre esos mínimos, que tampoco es pedir demasiado, está el que los señores que dicen gobernar mi país, un país en el que cada día hay más gente en el paro y cada vez cuesta más y más y MÁS llegar a fin de mes, mientras algunos señores socialistas, se construyen Villa PSOE sin que ni un sólo cargo de ese partido haga la más mínima objeción a tan, cuando menos, éticamente cuestionable comportamiento, al menos, digo al menos, como mínimo, ¡qué menos!, defiendan a NUESTROS CIUDADANOS sean del color que sean.

Pero claro que no. ¿Que van a defender? ¡Sus sueldos! Eso defienden. ¿Qué se puede esperar al fin y al cabo de un gobierno cuyo presidente tiene la caradura de plantarse ante millones de españoles a decir que nuestro país vende armas que no matan?

Así pues, ¿de qué extrañarse? Un político español es tratado como un perro en un país y las primeras palabras que escuchamos del PSOE, ¿cuáles son? ¿Una enérgica condena a una actuación antidemocrática y fascista? ¡Ni hablar! Una condena ,- suave, entíendanme, no es que nos parezca bien lo que ha hecho Venezuela, pero mire usted,… – a la actuación del político español, que para eso no es de los suyos.

La secretaria de Relaciones Internacionales del PSOE, Elena Valenciano, recordó hoy que “los observadores internacionales no pueden intervenir durante un proceso electoral”, al respecto de la expulsión de Venezuela del eurodiputado del Partido Popular Luis Herrero.

En declaraciones a la prensa española en Marruecos, Valenciano se mostró “prudente” sobre el caso de Herrero, ya que aseguró no disponer todavía de toda la información, aunque señaló que si el eurodiputado español hizo declaraciones sobre el proceso en marcha “habría incumplido el código de conducta”.

“Un observador internacional está precisamente para eso, para observar el desarrollo y a posteriori emitir un informe sobre cómo han sucedido las cosas. No se puede intervenir durante el proceso electoral, eso es de sentido común”, dijo Valenciano.

Fuente: La Razón

Pero bueno, ¿qué se puede esperar del PSOE? El mismo PSOE que dijo aquello que vender armas a Chávez iba en beneficio del pueblo…

El señor Herrero no ejercía de observador internacional, señora. ¡Qué oportunidades pierden algunos! ¡Porque mira que hubiera sido fácil decir:”ahora mismo aún no sabemos lo que ha pasado, en cuanto lo sepamos tomaremos medidas”. Pero no. Hubiera quedado mejor, y hasta hubiera parecido de un gobierno eficaz. Pero no. ¿Seré yo que soy demasiado malpensado o es que a algunos se les nota demasiado su predisposición para posicionarse a favor o en contra de según quién sea?

Ahora, según parece, el Gobierno va a remitir una protesta oficial. ¡Pues mire qué bien! ¿Y va a ser muy enérgica la protesta? ¿Va a protestar enérgicamente como Demi Moore en “Algunos hombres buenos”? ¿Esa va a ser su protesta? “¡Protesto, protesto! ¡Protesto enérgicamente!” ¿O ni eso?

Eso sí. ¿Y el embajador que ha desatendido a los políticos españoles en Caracas qué? ¿A ese lo van a ascender en reconocimiento a los servicios prestados?

En fin…

Nota: Hace unos días la fiscalía ha archivado el caso “Villa PSOE”. Así que todo es completamente legal, al menos hasta que se demuestre lo contrario (abierta la vía judicial para que el denunciante, Jorge Carlos Vázquez Varela, pueda acudir al juzgado de instrucción competente).

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s